Arquitectura minimalista + diseño eco amigablePosted by on


En HJA aportamos al diseño de espacios ecoamigables con productos sostenibles hechos con acero. Te contamos cómo son estos espacios y cómo se materializan con el uso de la arquitectura minimalista.

 

Los espacios ecoamigables se han convertido en una tendencia de diseño, con el uso de materiales naturales o reciclables, como el acero. En estos espacios, se busca reducir el consumo utilizando elementos de la naturaleza como la luz solar y objetos de calidad que duran más tiempo.

La arquitectura minimalista busca aportar a un consumo consciente y tener un menor impacto en el medio ambiente, por eso utiliza materiales como el acero para el diseño de espacios ecoamigables.

Además, se preocupa por la funcionalidad de los espacios, por lo cual antes de adquirir el mobiliario o decorar excesivamente nos hace pensar de manera estratégica lo que necesitamos y cuál es el propósito de ese espacio.

Los espacios ecoamigables con estilo minimalista son tendencia en las universidades, los centros empresariales, las viviendas tipo loft y desde hace un par de años en los coworking, espacios que cuentan con oficinas y herramientas para el trabajo colaborativo.

En este tipo de espacios se utilizan menos divisiones o paneles móviles para que dos oficinas se conviertan en una sala de reuniones o varias salas en un auditorio; además, el mobiliario es multifuncional y sirve para diferentes usos, por ejemplo: hay mesas con extensiones que pasan de ser un simple puesto de trabajo a una gran mesa de reuniones.

Allí prima la practicidad para que haya armonía entre las diferentes personas que comparten el espacio y se genere una sensación de calma, sin distracciones o elementos innecesarios, es decir, con menos contaminación visual.

Para el mobiliario de espacios minimalistas y ecoamigables, el acero es un material que encaja a la perfección, pues es altamente sostenible. La perfilería fina de este material aporta al estilo minimalista, ya que permite reducir la carga visual en el espacio y generar una mayor sensación de amplitud.

En este tipo de proyectos, el acero es aplicado en los marcos de la ventanería, en puertas, escaleras, divisiones o paneles móviles y en el mobiliario funcional de larga duración, como escritorios y estanterías.

Para conseguir un espacio minimalista y a la vez ecoamigable, asegúrate de seguir estos principios:

  • Menos es más: un ambiente más sobrio y armónico se logra con menos muebles, objetos decorativos, colores, detalles y acabados.
  • Amplitud: aprovechar al máximo el espacio con menos elementos y divisiones que te permitan generar una sensación visual de amplitud.
  • Multifuncionalidad: crea ambientes únicos y diferenciados que se puedan transformar haciendo que una misma parte del espacio sirva para diferentes usos. 

    Por último, es importante saber escoger los mejores materiales para cuidar del medio ambiente y asegurarte de tener un diseño de calidad. Conoce nuestro mobiliario institucional y contáctanos para que encontremos la mejor solución para tu empresa.

 

noticiasSin categoría

Comments are disabled.